Buscar

Democracia siglo XXI

mes

abril 2019

Información, análisis y lecturas de Fareed Zakaria de CNN y el equipo de Global Public Square

Información, análisis y lecturas obligatorias de Fareed Zakaria de CNN y el equipo de Global Public Square, compilado por el editor de Global Briefing, Chris Good

 29 de abril de 2019

Zarif iraní Zarif: Trump no quiere la guerra

En una entrevista publicada en LobeLog , el ministro de Relaciones Exteriores de Irán, Javad Zarif, nos recuerda que, si bien el presidente Trump ha ofrecido una retórica severa y sanciones agresivas contra Irán, el presidente también ha señalado a menudo que “las anteriores guerras de Estados Unidos en la región han sido desastrosas”, como Zarif lo pone.

Por eso, dice Zarif, cree que los “asesores de Trump y quienes tienen influencia sobre él desde el exterior lo están empujando en la dirección que conduce a una mayor tensión y escalada”: algo que otros observadores han dicho sobre el Asesor de Seguridad Nacional John Bolton y el Secretario del Estado Mike Pompeo.

El gasto militar golpea un alto

El gasto militar global ha alcanzado su nivel más alto desde que se inició el registro en 1988, según el Instituto Internacional de Investigación para la Paz de Estocolmo , y The Economist lo califica para “la competencia entre Estados Unidos y China por la primacía en Asia”.

El año pasado, EE. UU. Aumentó su gasto en defensa por primera vez desde 2010, y mientras Estados Unidos todavía empequeñece al resto del mundo con esa métrica, su presupuesto de defensa casi totaliza el de los próximos ocho competidores, combinados: China aumentó su gasto militar en la friolera de 83% entre 2009 y 2018. Sintiendo la competencia, Japón y Corea del Sur también han aumentado sus presupuestos. En otros lugares, los países europeos de la OTAN han aumentado sus presupuestos de defensa en un 4,2%, escribe la revista, citando al Instituto Internacional de Estudios Estratégicos.

La carrera por el Ártico

A medida que los casquetes de hielo que se derriten facilitan el envío al Ártico, se inicia una carrera para controlar sus rutas marítimas y depósitos de petróleo, Nastassia Astrasheuskaya y Henry Foy escriben en el Financial Times . Aunque solo son aceptables tres meses al año (por ahora), el envío a través del Ártico significa una ruta un 40% más rápida desde Europa a China, y Rusia está jugando por la supremacía, con bases a lo largo de una ruta de navegación clave y una flota superior de barcos rompehielos.

En respuesta, la OTAN celebró sus juegos de guerra más grandes desde la Guerra Fría en Noruega en octubre pasado, señalan. El Ártico no es tan importante como el Canal de Suez o el Mar de China Meridional, escribió recientemente Geoff Upton en The National Interest, pero se está “convirtiendo en un importante punto de inflamación geopolítico”, gracias a las rutas comerciales y a los “vastos recursos de hidrocarburos”.

Extremista de África ‘Powder Keg’

El extremismo se ha extendido en el África subsahariana septentrional durante algún tiempo, desde la filial de Al Qaeda en Mali hasta Boko Haram en Nigeria hasta Shabaab en Somalia, pero el ex primer ministro británico Tony Blair plantea una advertencia especialmente urgente en un artículo de opinión para Proyecto Sindicato . La región es un “barril de pólvora”, escribe, con un cambio climático y una gobernanza débil que aumentan los riesgos de la radicalización.

“Cuando llegue la erupción”, escribe, “las consecuencias incluirán nuevas oleadas de extremismo y migración, que afectarán a Europa y se extenderán a Estados Unidos y Arabia”. Blair advierte que las potencias mundiales deben canalizar su ayuda de manera más eficiente, y Los gobiernos africanos necesitan hacer reformas, antes de que llegue una crisis.

Turquía mira más allá de América

Turquía está en camino de “unirse a una arquitectura de la alianza post-estadounidense”, escribe Micha’el Tanchum en el Turkish Quarterly . El miembro de la OTAN está en el proceso de adquirir un sistema de defensa de misiles de Rusia, lo que lleva a fricciones y posibles sanciones estadounidenses, pero Tanchum escribe que la ruptura se ha estado desarrollando durante un tiempo.

El apoyo estadounidense a los kurdos sirios (alineado con un grupo que Turquía considera terroristas), y el firme apoyo ruso al presidente Erdogan tras el intento de golpe de Estado en 2016, han llevado a Ankara a alejarse de la OTAN y dirigirse a Rusia. A menos que EE. UU. Ofrezca algunas concesiones, escribe Tanchum, EE. UU. Y Turquía irán por caminos separados.

El Estado y los límites de la ONU

Por Mauricio Botero Montoya

El Estado no es la búsqueda de un paraíso en la tierra. Pero sin él, la vida en sociedad sería un infierno. Por eso, y que me disculpen los amenos soñadores anarquistas, subsiste.

Su proliferación subraya el deseo de las soberanías locales de mantener su diferencia como principio de identidad. Son unas 200 naciones que, la verdad, de un modo algo artificial pueblan el mundo. También (como el monoteísmo) hay una fuerza centrípeta que busca la unidad ante los problemas comunes. Pero aún no hay una autoridad central universal acatada.

La Organización de Naciones Unidas no recibe, de los países miembros, autonomía para decidir los problemas del mundo. Aun si parece raro, no hay un acuerdo en torno a la palabra “todos”, ni a qué corresponde el término común de ser humano. Y entonces la complejidad de lo humano se hace presente.  El Consejo de Seguridad de la ONU, ordena, por ejemplo, limitar la venta de armas en el día, mientras en la noche los mismos países miembros proceden furtivamente a venderlas. Y entonces la ONU no puede hacer nada. Ella considera que la trasparencia es algo bueno, y ampara la libertad de personas como Assange, pero este sigue preso.

Él, con WikiLeaks ha filtrado más de diez millones de datos sobre casi todos los gobiernos, incluso por supuesto Rusia y China. Pero es más perseguido por los servicios de inteligencia occidentales, al exponer las formas orwellianas de espionaje que ellos mantienen ilegalmente sobre sus propios ciudadanos, o con sus aliados más cercanos.

La ONU, defiende los derechos humanos, a las minorías, a la libertad de información, la intimidad. Lo que repugna a China o Rusia, con una larga tradición de Estados regidos por el zarismo o el emperador, luego sustituido por un Comité Central que usurpó la voluntad general. Su concepto de humanidad pretendió imponer la justicia, pero desde el rasero de la igualdad. Y para nada intentó llegar a la igualdad desde el rasero de la justicia. En consecuencia, las libertades individuales esenciales fueron omitidas como un mero formulismo burgués. Esos Estados no necesitan siquiera guardar la semblanza de liberalismo.

La ONU, mal que bien, es el sueño de la humanidad de liberarse de autarquías locales. Es un ideal de sociedad en la búsqueda de un propósito común para toda la especie. Fue compartido hasta hace poco por USA y Gran Bretaña. Países en el que la xenofobia larvada bajo una careta de corrección política, ha vuelto por sus fueros imponiendo discriminaciones a las minorías, negras, latinoamericanas, islámicas. Y que amenaza con permanecer en el poder con una supremacía evangélica blanca en cabeza del Mr. Trump. Personaje que recuerda al violento pistolero del Oeste, Billy the kid. Quien se jactaba de haber matado a veintiún hombres sin contar mexicanos…

USA fue forjada por emigrantes. Inglaterra, por el libre comercio. Y ahora como suicidas maniáticos, socavan la tradición de su grandeza. Erosionan sus cimientos, y a la ONU.

Lo mejor de la semana para Inter Press Service

La geografía de la exclusión en América Latina y el Caribe 
Luis Felipe López-Calva
Una de las formas en que se manifiesta la desigualdad es haciendo que la localización sea una limitación para el logro socioeconómico. La igualdad de oportunidades implica que el lugar donde una persona nace o elige vivir, no debe determinar su acceso a oportunidades o la capacidad de vivir una … MORE > >
Niñas y mujeres de Nigeria, convertidas en botín de guerra 
Sam Olukoya
“Nos sacaron a la fuerza y nos mantuvieron como prisioneras”, dijo Lydia Musa, quien fue secuestrada por Boko Haram cuando tenía 14 años, durante un ataque en Gwoza, un municipio del estado nororiental de Borno, en Nigeria. Musa y otras dos niñas menores de edad fueron apresadas y obligadas a … MORE > >
Tiempos sombríos para los periodistas y los medios en África occidental 

Cuando el antiguo futbolista George Weah se convirtió en presidente de Liberia en 2018, los profesionales de los medios sintieron que tenían en él a un demócrata que defendería la libertad de prensa. “Pero nos equivocamos”, resumió a IPS el periodista Henry Costa. Cualquier evaluación … MORE > >
Derrumbe económico sumerge a Argentina en incertidumbre política 
Daniel Gutman
“Estoy cansado de escuchar gente que me dice que lo votó y está arrepentida”, cuenta Orlando Gómez, cuyo trabajo le permite sentir el pulso de Buenos Aires en tiempo real: es taxista. Su experiencia resume el viaje de la ilusión al desencanto de la mayoría de los argentinos durante la presidencia … MORE > >
Extranjero en tierra propia: México 
Arturo Contreras
“Dios vive aquí”, pensó el mexicano Ricardo cuando llegó a Estados Unidos. Tal vez eran los grandes espacios naturales del estado de Tennessee, muy diferentes al gris de la ciudad que engulló su futuro. O tal vez, la riqueza norteamericana: una esperanza para el futuro. Cuando lo deportaron, … MORE > >
Lucha contra miseria latinoamericana se centra en núcleos más duros 

Existen lugares donde la pobreza y el hambre son ley. Se trata de territorios que concentran los núcleos más duros de miseria en América Latina, y que no logran prosperar a pesar del avance de los países. Para apoyar a estos territorios que se han quedado atrás, la Organización de las Naciones … MORE > >
Cuba entra en estado de alerta por hostilidad de Estados Unidos 
Patricia Grogg
La compleja situación económica y financiera por la que atraviesa Cuba se agravará aún más con las nuevas medidas de Estados Unidos, que recrudecerán su embargo contra el país, limitarán los viajes de sus ciudadanos a la isla y restringirán las remesas. Al agobio del desabastecimiento en … MORE > >
Los ciudadanos invisibles de América Latina 

Imagina que no tienes registro de identidad. Tu familia y tus conocidos saben tu nombre, tu edad, de donde eres. Pero cuando naciste no se generó una acta de nacimiento, y sin ella no puedes ejercer ninguno de tus derechos civiles porque en el papel no eres un ciudadano. Sin documentación, eres … MORE > >
Cárcel, suicidio y extremismos ante corrupción en América Latina 
Mario Osava
El suicidio de Alan García, dos veces presidente de Perú, ha agravado el drama latinoamericano en que se cruzan corrupción, deterioro de la democracia y un intento de Brasil de consolidarse como potencia internacional emergente. El conglomerado de construcción Odebrecht, el gran vector de la … MORE > >
Veto de Trump significa más armas de EEUU contra civiles en Yemen 
Thalif Deen
El veto del presidente Donald Trump a la resolución bipartidista del Congreso legislativo de finalizar la participación militar de Estados Unidos en Yemen, se teme que intensificará el impacto devastador sobre la población de la guerra que por cuatro años lideran fuerzas saudíes en esa nación de la … MORE > >

Información, análisis y lecturas de Fareed Zakaria de CNN y el equipo de Global Public Square

Información, análisis y lecturas obligatorias de Fareed Zakaria de CNN y el equipo de Global Public Square, compilado por el editor de Global Briefing, Chris Good

Estados Unidos e Irán en un curso de colisión

Como el presidente Trump ha tomado una línea dura con respecto a Irán, este último ha hecho lo mismo,  Sina Toossi escribe en  The National Interest : En medio de la creciente presión de las sanciones de los EE. UU., El paciente, esperar hasta que Trump se haya ido, el presidente iraní Hassan Rouhani y el canciller Javad Zarif está cayendo en desgracia.

Eso pone a Estados Unidos e Irán en un curso de colisión, ya que la moderación de Irán no durará para siempre, sugiere Toossi. La estrategia de Estados Unidos es arriesgada por otra razón,  Henry Farrell y Abraham Newman escriben en  Foreign Policy : Al tratar de bloquear las ventas de petróleo de Irán, los Estados Unidos corren el riesgo de irritar a otros países, y queda por ver si Estados Unidos realmente puede hacer cumplir sus sanciones a los compradores. como China

Los euroescépticos subirán, pero los centristas serán los fabricantes de los reyes

Se espera que los partidos en contra de la UE obtengan ganancias en las elecciones del Parlamento Europeo a fines de mayo, y el  Consejo Europeo de Relaciones Exteriores lleva a cabo algunos modelos  para cuantificarlos: sobre la base de una aglomeración de encuestas, el grupo predice que los euroescépticos obtendrán el 35% de los escaños ( en la actualidad el 30%, según la cuenta del grupo) saltó sobre la derecha y la izquierda para convertirse en el segundo bloque más grande de la UE.

Paradójicamente, eso pondrá más poder en manos de los centristas: a medida que aumenta la extrema derecha, mucho se moverá sobre cómo la izquierda, la derecha y el centro eligen formar coaliciones. El grupo concluye que los centristas, incluido el partido del presidente francés Emmanuel Macron, La Republique En Marche, están preparados para jugar a los “hacedores de reyes” en el nuevo paisaje.

¿Pueden los Estados Unidos competir con Belt y Road?

El mundo necesita infraestructura y mucho: $ 94 billones en carreteras, sistemas de agua y telecomunicaciones para 2040,  según  el Centro de Infraestructura Global lanzado por el G20. Prediciendo el “mayor auge de infraestructura de la historia”, un  nuevo informe del Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales  exhorta a los Estados Unidos a competir con China por una parte.

La Iniciativa China Belt and Road planea conectar a unos 65 países, pero sus vulnerabilidades (corrupción y costo, a saber) están comenzando a mostrarse. Estados Unidos está “muy por detrás de la curva de poder”, pero hay espacio para competir, ya que Belt and Road contribuirá con un poco más de $ 1 trillón a esa demanda global masiva, escribe CSIS. EE. UU. Puede aprovechar su sector privado y su experiencia técnica, pero tendrá que comenzar a identificar oportunidades, trabajar con aliados y gastar algo de dinero de los contribuyentes en proyectos en el extranjero.

Nacimiento de la campaña virtual

En 2016, el presidente Trump amplió la sabiduría de la campaña convencional al gastar muy poco, a tuitear mucho y a la victoria en los medios de comunicación. En Ucrania, el comediante presidente electo Volodymyr Zelensky llevó las cosas más lejos, en el camino a una aplastante victoria del 73%,  Adrian Karatnycky del Consejo del Atlántico escribe para la revista Politico Magazine , calificando a Zelensky de la primera campaña presidencial “completamente virtual” del mundo.

Zelensky “no hizo campañas cara a cara, no hizo discursos, no realizó mítines … no dio conferencias de prensa, evitó entrevistas en profundidad” y no debatió hasta el último día de la campaña, escribe Karatnycky. La campaña de Zelensky “se centró en sus series de televisión, apariciones públicas que se parecían a espectáculos de pie y mensajes en las redes sociales”, escribe Gwendolyn Sasse en Carnegie Europa , señalando que Zelensky también desafió los patrones de votación geográficos tradicionales, ya que las viejas líneas se rompieron en medio del rechazo generalizado de titular Petro Poroshenko.

El antídoto a los hombres fuertes: la esperanza

El éxito de los hombres fuertes elegidos democráticamente, desde el presidente Trump en Estados Unidos hasta Jair Bolsonaro en Brasil, demuestra que las instituciones democráticas sanas por sí solas “no pueden contener” el auge del populismo autoritario,  argumenta Martin Wolf en el  Financial Times . La política del miedo es poderosa, y han ayudado a los líderes populistas a ganar poder, pero Wolf ofrece un antídoto: donde las instituciones no mantienen a las sociedades democráticas, la respuesta es hacer campaña contra líderes autoritarios con “una política basada en parte en la esperanza”. Apelando a los “mejores ángeles” de los votantes.

Identidad libertaria

I

Teódulo López Meléndez

La psicología social, dentro de sus variantes y evolución, se ocupa del lugar del hombre en la cultura y la sociedad. Desde Emilio Durkheim se trabaja con los fenómenos de sugestión y conformación de identidades en la interacción social y Gustave Le Bon insistió en una psicología de las multitudes.

Cierto es que los comportamientos sociales no se pueden predecir, no hay determinismos sociológicos ni psicológicos. Entender la conducta social sólo es posible en el contexto de una estructura concreta.

La aceptación del colectivo de una estructura en particular proviene de la admisión de un orden social incuestionable afianzado por una disciplina desde el poder. De allí la pérdida del deseo de cambio y del acomodo del individuo como sujeto que debe modificarse para adecuarse a ella. Se le conoce como “condicionamiento respondiente” que sólo es vencido por un estímulo que llamaremos concientización y que pasa por pensar y, en consecuencia, por una análisis de las contradicciones.

De esta manera podríamos concluir que un nuevo pensamiento social está, más que dentro de las personas, entre las personas y que allí se dé inicio a un proceso que comienza a romper con la conducta de la autoridad dominante. Es todo un proceso de aprendizaje que proviene de las dificultades para hacer frente a una realidad. Ese cambio actitudinal deviene de las necesidades que provoca una agresión.

Las actitudes determinan el comportamiento y hacen entender la nueva conducta que se  dirigirá hacia las acciones. Llegar a esas actitudes nuevas requiere de aprendizaje que cambia las representaciones por las condiciones socio-económicas. Ellas son siempre dinámicas.

Cuando se desafía con democracia y movilidad se produce una determinación, al tiempo que se acentúa la respuesta del totalitarismo. La decisión la he llamado surgimiento de una “identidad libertaria”, una que creo constituida entre nosotros. Ha provenido de una interacción social y del brote de una psicología colectiva. La observación sobre un retardo en su aparición es banal y no debe confundirse con acciones anteriores. No habíamos tenido un antecedente de “unidad superior”. Ahora aquí libertario excede a la polisemia y se hace un contexto propio de identidad nacional.

teodulolopezm@outlook.com

Artículo en el diario El Universal (Miércoles 24 de abril 2019).

El populismo de derecha y la exigencia de dignidad

Por Francis Fukuyama

18 de abril de 2019

El argumento de Francis Fukuyama de que la política de identidad de la extrema derecha fue iniciada por la izquierda ha sido criticado por el cambio de culpa. Pero esto es una lectura parcial, afirma: la política de identidad es inherente al espíritu democrático y está arraigada en la modernidad misma. Comprender su uso por la extrema derecha nos permite formar una respuesta.

Durante la mayor parte de mi vida, he estado pensando en cómo expandimos el ámbito de la democracia, cómo pasamos de los gobiernos autoritarios a los democráticos. Y entonces, de repente, 2016 sucedió. Ese año se produjeron dos acontecimientos muy inquietantes: la elección de Donald Trump como presidente de los Estados Unidos y la votación en Gran Bretaña para abandonar la Unión Europea. Estos vinieron en el contexto de un entorno global cambiante.

Desde 1989 o 1991, vivíamos en un creciente orden internacional liberal. Esto había sido elaborado en gran parte por los Estados Unidos, junto con sus aliados en Europa, la OTAN y el Lejano Oriente. Tenía un componente económico, que era el sistema de libre comercio: la movilidad de bienes, personas, servicios, ideas e inversiones a través de las fronteras internacionales. Y tenía un componente político, que era las alianzas de los Estados Unidos en Europa y en Asia. Y este fue un conjunto de iniciativas realmente exitosas.

El número de democracias en este período pasó de aproximadamente 35 en 1970 a un máximo de 115 a 120, dependiendo de cómo se mida una democracia. A principios de la década de 2000, la producción mundial de la economía mundial se había cuadruplicado. En prácticamente todos los aspectos, las condiciones económicas estaban mejorando: no solo en términos de ingresos y aumento de las clases medias en lugares como China e India, sino también en términos de calidad de vida, por ejemplo, salud infantil: la mortalidad infantil estaba disminuyendo.

Todo esto se revirtió en algún momento desde mediados hasta finales de la década del 2000. Tuviste el surgimiento de un par de poderes autoritarios muy seguros de sí mismos y recientemente asertivos: Rusia y China. Pero lo más perturbador fue el surgimiento del populismo dentro de las democracias establecidas, de hecho, dentro de las dos democracias más establecidas del mundo: Gran Bretaña y los Estados Unidos. Me pareció que era vital averiguar por qué estaba sucediendo esto, porque toda la tercera ola de democratización parecía como si se estuviera deshaciendo.

Definiciones

Ahora, hay muchos entendimientos del populismo. Solo quiero pasar por tres, porque es importante poder distinguir entre ellos.

La primera definición es económica: un populista es un líder que promueve políticas económicas o sociales que son populares a corto plazo pero desastrosas a largo plazo. En Venezuela, por ejemplo, Hugo Chávez abrió clínicas oftalmológicas y distribuyó comida gratis; La gasolina cuesta menos de 10 centavos por galón. Ninguna de estas medidas fue sostenible: el precio del petróleo colapsó en 2014.

La segunda definición concierne al estilo político más que a cualquier otra cosa: un líder populista trata de ser carismático y dice: “Tengo una conexión directa contigo, la gente”. Eso es importante porque hace un populista antiinstitucional ipso facto. El populista dice: yo te represento, a la gente. Y aquí están todas estas otras instituciones, como los tribunales, los medios de comunicación, la legislatura, la burocracia, y todas están obstaculizando mi capacidad de entregar lo que usted quiere que le dé. Los populistas persiguen a todas esas instituciones. A lo que conduce es a la parte democrática de la democracia liberal que ataca a la parte liberal. La parte liberal de una democracia liberal son todas las estructuras constitucionales, los controles y equilibrios que tratan de limitar el poder ejecutivo. Una democracia no es solo elecciones populares, también es la protección de los derechos de las minorías, también es un gobierno moderado que refleja verdaderamente la voluntad de la gente. Los populistas tienden a la política autoritaria porque no les gusta que las instituciones se interpongan en el camino. Cuando Donald Trump aceptó la nominación republicana en 2016, tenía una línea notable en su discurso: “Nadie conoce el sistema mejor que yo, por eso solo yo puedo arreglarlo”. Esto es algo que Juan Perón podría haber dicho en la Argentina en los años cuarenta.

La tercera definición es que un populista, cuando dice “yo apoyo a la gente”, a menudo no se refiere a toda la gente. Significan un cierto tipo de persona, generalmente definida por raza o etnia y, a menudo, en términos de valores culturales tradicionales o un sentido tradicional de identidad nacional. Y eso no corresponde a la población actual de ese país. Viktor Orbán en Hungría ha dicho muy explícitamente que la identidad nacional de Hungría es étnica húngara. Lo que significa que si no eres un húngaro étnico, no eres parte de la nación. Y si eres un húngaro étnico que vive fuera de Hungría, y hay muchos de ellos, eres parte de la nación. Y eso es problemático por razones que son evidentes.

Entonces, esto nos permite distinguir entre diferentes formas de populismo. Chávez era un populista de tipo número uno clásico: un populista económico y un populista de izquierda. También fue, por definición dos, muy carismático. Pero la definición tres realmente no se aplicaba a él, porque no tenía una comprensión racial de quién es un venezolano. Orbán tiene políticas económicas populistas y trata de ser un demagogo, un líder carismático. Y ciertamente tiene una visión muy restrictiva de quién califica como húngaro. Todos nosotros estamos familiarizados con la letanía de nuevos líderes que entran en esta categoría. Es Orbán, es Kaczyński en Polonia, es Erdoğan en Turquía. Tenemos una coalición populista en Italia, y América Latina eligió a su primer populista de estilo del norte de Europa en Jair Bolsonaro. La mayoría de los populistas latinoamericanos han sido como sus homólogos del sur de Europa: De izquierda, no étnicamente excluyentes, populistas más económicos. Pero Brasil decidió unirse a la multitud y eligió a un líder que tiene prejuicios raciales y tiene una comprensión fundamentalista cristiana de lo que debería ser el país. Esta es una manera de distinguir entre los populistas de la izquierda que son el número uno y el número dos, y los populistas de la derecha que tienden a ser el número dos y el número tres.

Explicaciones

Ahora, ¿por qué ocurre esto a mediados de la segunda década del siglo XXI? Creo que hay esencialmente tres amplias categorías de razón. La primera es la sabiduría convencional sobre el tema, que dice que es la economía global. Si tomara un curso de comercio en la universidad, habría aprendido que el libre comercio aumenta los ingresos de todos los participantes: todos se enriquecen. Como dije, la producción global se cuadruplicó en un período de treinta años. Los economistas no se equivocaron al respecto. Pero no todos los individuos en cada país se hacen más ricos. Y, de hecho, si usted es un trabajador menos capacitado y menos educado en un país rico, es probable que pierda ante un trabajador igualmente calificado en un país pobre.

Y eso es lo que ha estado pasando. Con la subcontratación, con la competencia extranjera, este sistema globalizado de libre comercio, que comenzó a intensificarse realmente en la década de 1990 después del colapso del comunismo, llevó a la exportación de muchos empleos fuera del mundo rico. Y condujo al declive económico de una parte importante de la vieja clase obrera. En los Estados Unidos, por ejemplo, entre fines de la década de 1990 y 2015, el ingreso promedio de las personas en el 90 por ciento de la distribución del ingreso en realidad disminuyó ligeramente. Lo que es realmente notable: hubo un período de dos décadas durante el cual las personas ganaron menos. El problema era, en cierto modo, doblemente malo para los hombres, porque al mismo tiempo nos movíamos de una economía industrial a una economía de servicios, donde las mujeres tienen un papel más importante. Y entonces, tenías un trabajador de sexo masculino que había perdido su trabajo en una fábrica lanzando hamburguesas en un restaurante de comida rápida, ganando menos dinero que su padre o quizás incluso su abuelo, y luego su esposa o novia era el principal sostén de la familia. Implica esta gran pérdida de ingresos y una pérdida de estatus. Esto, diría yo, es la sabiduría convencional que explicaría el fenómeno populista.

La segunda explicación tiene que ver con la política. Desde el principio, el golpe contra la democracia ha sido que produce un gobierno débil. Las democracias no pueden tomar decisiones. Hay parlamentos que hablan, hay coaliciones, hay grupos de interés, hay cabildeo, y todo esto hace que sea muy difícil ser decisivo. Así que hay un gran deseo por parte de muchas personas comunes de tener un hombre fuerte, un líder que pueda hacer frente a todo esto, tomar decisiones y hacer las cosas. En los Estados Unidos, creemos que las personas ricas y corporativas son ese tipo de líder. Así que ha habido esta tendencia a querer sacar a los empresarios para que sean líderes. Pero ser un CEO corporativo se trata de la peor capacitación que puede tener por ser un líder democrático, ya que las corporaciones son en realidad bastante autoritarias, especialmente las empresas familiares.

La tercera razón es cultural, y esa es la que tiene que ver con la identidad. Creo que ha habido una tendencia a exagerar la importancia de la motivación económica y no apreciar plenamente la importancia del aspecto cultural. Porque el hecho es que esto es, en última instancia, una pelea por la identidad.

Orígenes

Entonces, ¿qué es la identidad? El término “identidad” no se usaba comúnmente hasta la década de 1950. Un psicólogo, Erik Erikson, fue el primero. Pero en realidad es un concepto muy antiguo. Como discuto en mi último libro, se remonta a una palabra que Platón usó en La República : ‘thymos’. Thymos es la parte del alma que anhela respeto y reconocimiento. No solo queremos cosas materiales como comida, bebida y vivienda. También queremos que otras personas nos evalúen al ritmo que creemos que merecemos. Los economistas tienen una especie de comprensión del comportamiento humano. Dicen, está bien, las personas tienen deseos, tienen preferencias, son racionales y usan su racionalidad para maximizar sus preferencias. Y eso explica por qué los seres humanos hacen lo que hacen. En realidad, si vuelves a The República , dice Sócrates: ¿no existe esta tercera parte del alma que no se ocupa principalmente de los bienes materiales, sino que realmente quiere respeto? ¿Y no supera eso el deseo de bienestar material en muchos casos, porque el respeto está vinculado a las emociones? Si no eres respetado tanto como crees que mereces, te enojas; y eso te lleva a la violencia, a la política y a muchas otras cosas.

Ahora, la comprensión moderna de la identidad es un poco diferente. Es una característica humana universal: todas las personas lo tienen, hasta cierto punto, y ha existido en todos los períodos históricos. Pero hay una versión moderna particular de la identidad que, en mi opinión, realmente comienza con Martin Luther. Lutero dijo que a los ojos de Dios, lo que importa es tu creencia interna, tu fe interna. A Dios no le importan todos los rituales de la Iglesia Católica. A él no le importa si cuentas el rosario o si vas a misa, o si sigues las reglas de la Iglesia Católica, porque a Dios le importa el creyente interior. Eso es realmente lo que te salvará, y eso es lo que constituye la fe cristiana. Toda la sociedad que te rodea puede ser falsa, errónea y represiva, porque está negando la autenticidad de ese ser interior, que es un creyente. Y la única persona que puede verlo, aparte de quizás tú, es Dios. Y en cierto modo, Esto establece la comprensión moderna de la identidad, que es que tenemos un valor dentro de nosotros que es superior a la evaluación de la sociedad circundante. En tiempos pre-modernos, uno hubiera dicho: bueno, duro, tienes que conformarte. La sociedad establece estas reglas, así que solo crece y aprende que tienes que seguirlas. La versión moderna dice: no, eso no es correcto, porque lo que es valioso es el ser interior, y el resto de la sociedad es incorrecta y falsa, y es el que tiene que cambiar. Obtienes versiones posteriores de esto, particularmente Rousseau, quien argumentó que todo el proceso histórico en realidad nos convirtió en un montón de falsos, que creó estas reglas externas que suprimían el ser interior. Y nuestro propósito, lo que nos satisface, es el surgimiento de ese auténtico ser interior.

Si lo piensas, esto se relaciona con muchos movimientos sociales modernos. El movimiento ‘Yo también’ tiene, en muchos sentidos, la misma estructura, sobre la valoración del ser interior. ¿Cuál es el tema involucrado con el acoso sexual? Tiene que ver con el hecho de que los hombres no están valorando a las mujeres como seres humanos completos. La mujer tiene conocimientos, habilidades, carácter moral. Pero el hombre solo se preocupa por sus atributos sexuales. Eso es devaluar a la mujer. Pero es una visión moderna, porque la lección que se extrae no es que las mujeres tienen que aprender a llevarse bien. La lección es que el ser interior es lo que es valioso y que la sociedad tiene que cambiar. Eso es lo que está sucediendo ahora mismo. Los hombres están pasando por un reciclaje cultural, están aprendiendo que sus reglas no son las correctas, y que necesitamos un conjunto diferente de reglas en las relaciones entre hombres y mujeres que respeten la dignidad de toda la persona. Esa es la comprensión moderna de la identidad y eso es lo que ha impulsado una serie de movimientos políticos y sociales en los últimos 200 o 300 años.

La primera manifestación de la política de identidad, si me tomas en serio mi comprensión, es la democracia misma. En 2011 tenías a este vendedor de verduras, Mohamed Bouazizi, en Túnez. Tenía un carrito, fue confiscado por una mujer de la policía, fue a la oficina del gobernador y dijo: ¿dónde está mi carrito, por qué me quitaste el sustento? Nadie le daría una respuesta. La policía le escupió, y él estaba tan desesperado por no poder obtener una respuesta del gobierno que se prendió fuego. Eso provocó la primavera árabe, porque muchas personas en los países árabes se vieron reflejadas en Mohamed Bouazizi. El gobierno tunecino, la dictadura de Ben Ali, no trató a Mohamed Bouazizi con el respeto que merece un ser humano. Y es por eso que salieron a las calles a millones de personas en Egipto, en Libia,

Un gobierno autoritario moderado como el de Singapur trata a sus ciudadanos como niños: el gobierno cree que sabe mejor lo que le interesa. En una mala dictadura es mucho peor: no eres un ser humano, solo eres parte de la maquinaria de la historia que el gobierno puede usar para sus propios fines. Una democracia liberal realmente nos reconoce, reconoce nuestra dignidad y lo hace dándonos derechos: tenemos derecho a la libertad de expresión, a la asociación ya la participación política a través de la votación. Tenemos una participación en nuestro propio autogobierno porque el gobierno nos respeta lo suficiente como para confiarnos algo como la franquicia.

El reconocimiento universal de que los ciudadanos son moralmente iguales es el núcleo de la democracia que creo que todos apreciamos. Los ciudadanos son agentes iguales, “todos los hombres son creados iguales”, como dice la Declaración de Independencia de los Estados Unidos. Sin embargo, hay otras formas de reconocimiento que son parciales. De hecho, esta forma liberal universal de reconocimiento compitió desde el principio con la otra forma importante de reconocimiento político, que era el nacionalismo. Saliendo directamente de la Revolución Francesa, tenías estas dos corrientes simultáneamente. Por un lado, la Revolución Francesa trataba de difundir los derechos del hombre en todo el mundo. Pero, por otro lado, también fue una manifestación del nacionalismo francés. Fue el primer movimiento nacionalista moderno. Los franceses querían defender a su país contra los poderes invasores de Europa, expulsar a los extranjeros y tener un país que ellos mismos podrían controlar. La interpretación liberal de reconocimiento luchó con una interpretación nacionalista a lo largo del siglo XIX. En Alemania, en 1848, hubo una revolución liberal, pero también una revolución nacional en nombre del pueblo alemán. Y esos dos entendimientos de reconocimiento realmente definieron la historia alemana desde ese punto en adelante. En última instancia, una forma muy agresiva e intolerante de nacionalismo se afianzó en muchos países, lo que llevó a la catástrofe de las dos guerras mundiales a principios del siglo XX. Y esa comprensión nacional de la identidad está regresando en muchos países hoy en día. En Alemania, en 1848, hubo una revolución liberal, pero también una revolución nacional en nombre del pueblo alemán. Y esos dos entendimientos de reconocimiento realmente definieron la historia alemana desde ese punto en adelante. En última instancia, una forma muy agresiva e intolerante de nacionalismo se afianzó en muchos países, lo que llevó a la catástrofe de las dos guerras mundiales a principios del siglo XX. Y esa comprensión nacional de la identidad está regresando en muchos países hoy en día. En Alemania, en 1848, hubo una revolución liberal, pero también una revolución nacional en nombre del pueblo alemán. Y esos dos entendimientos de reconocimiento realmente definieron la historia alemana desde ese punto en adelante. En última instancia, una forma muy agresiva e intolerante de nacionalismo se afianzó en muchos países, lo que llevó a la catástrofe de las dos guerras mundiales a principios del siglo XX. Y esa comprensión nacional de la identidad está regresando en muchos países hoy en día. Esto llevó a la catástrofe de las dos guerras mundiales a principios del siglo XX. Y esa comprensión nacional de la identidad está regresando en muchos países hoy en día.

Yo diría que el islamismo también puede interpretarse como una búsqueda de reconocimiento. Esto sería particularmente cierto, creo, para muchos de los jóvenes musulmanes europeos que fueron a luchar por el Estado Islámico. Tenían un conflicto de identidad real. Venían de familias que habían emigrado a Francia, a los Países Bajos o a Alemania. No se sentían cómodos con la forma de religiosidad de sus padres, que creían que era demasiado anticuada y tradicional, pero tampoco se sentían bien integrados en la sociedad en la que vivían. Sufrieron este tipo de incapacidad alienante para responder a la pregunta, ‘¿quién soy realmente?’ Lo que hacen los islamistas es decir: ‘Te diré quién eres: eres un musulmán orgulloso, eres parte de una gran ummah, estamos siendo perseguidos y no respetados en todo el mundo, y puedes hacer algo al respecto, puedes unirte y luchar y hacer del Islam una civilización orgullosa una vez más “. Es un juicio difícil, porque creo que un poco de islamismo es impulsado por la genuina religiosidad y piedad. Pero gran parte de esto también está impulsado por este deseo de saber quién es usted, y de aceptar la forma de identidad que lo une con una comunidad, que le da un hogar y un sentido de pertenencia. Estas son todas las diferentes variantes de esta lucha por el reconocimiento.

Transformaciones

Existe una forma particular de política de identidad que surgió en las sociedades liberales a lo largo del siglo veinte que nos acerca a lo que está sucediendo en el presente. Esto es a lo que se refiere la gente cuando se quejan de la política de identidad. Pero realmente comienza en la década de 1960 en los Estados Unidos, con varios movimientos sociales importantes: el movimiento de derechos civiles para los afroamericanos, el movimiento feminista, los movimientos en nombre de los discapacitados, el movimiento LGBT. Todos estos grupos que habían sido marginados por la sociedad en general. A principios de la década de 1960, esa sociedad era blanca y masculina. Así que hubo una lucha por la justicia social y el reconocimiento, para tener igual acceso al mercado laboral, igualdad de trato ante la ley, etc. Todos estos movimientos respondían a males sociales reales, y eran muy importantes para corregirlos:

Pero algo sucedió en el camino. A la forma actual de las políticas de identidad. Esto fue un cambio en la manera en que los partidos de izquierda comenzaron a pensar acerca de la desigualdad. En el siglo XX, la desigualdad se veía a menudo, especialmente en Europa, a través de una perspectiva marxista, en la que la gran lucha era entre los capitalistas y el proletariado. Y en la mayoría de las sociedades desarrolladas en el siglo veinte, el proletariado era gente blanca. De hecho, los machos blancos. Ese era el grupo al que la izquierda quería ayudar. Con el paso del tiempo, la comprensión de la desigualdad comenzó a cambiar para prestar más atención a las mujeres, las minorías raciales y otros grupos. Muchos de los partidos de izquierda empezaron a perder el contacto con la clase obrera blanca que había sido su apoyo principal en el siglo veinte. Por ejemplo, en los Estados Unidos en la década de 1930, bajo el New Deal con Franklin Roosevelt, algo así como el 80 por ciento de los sureños blancos rurales votaron por el candidato del Partido Demócrata. Votaron por el candidato de más izquierda porque él iba a hacer la redistribución y ayudarlos económicamente.

Pero a medida que la concepción de la desigualdad comenzó a cambiar en esta dirección de identidad, el Partido Demócrata comenzó a perder contacto con esa vieja clase trabajadora blanca. Así que comenzaron a desertar al Partido Republicano. Ronald Reagan fue elegido en la década de 1980 porque hizo un llamamiento a los votantes blancos de la clase trabajadora de una manera que no lo habían hecho los candidatos republicanos anteriores. Algo similar sucedió en Europa con problemas ambientales o, nuevamente, problemas de identidad, aunque fueron un poco diferentes en Europa y con frecuencia tuvieron que ver con inmigrantes u otros grupos que enfrentan discriminación. Muchos miembros de la clase obrera blanca que había sido el apoyo central para el Partido Comunista Francés comenzaron a votar por el Frente Nacional. Y esto, creo, ha llevado al presente.

En este punto, quiero dejar algo muy claro: muchas personas me han acusado de culpar a la izquierda por el aumento del populismo de derecha. No voy a hacer eso. Solo estoy tratando de presentar una historia de lo que sucedió en la evolución de cómo pensamos acerca de la izquierda y la derecha. Hay muchas razones para el populismo de derecha, y los económicos están definitivamente entre ellos. Pero otro también ha sido el préstamo del concepto de identidad de izquierda por la derecha. Hace cincuenta años, si fueras una persona blanca en los Estados Unidos, ni siquiera te habrías considerado una persona blanca. Habrías pensado: soy estadounidense, porque eso es lo que es un estadounidense. Hoy, estás recibiendo a estos nacionalistas blancos que dicen: ‘Soy una mayoría que está siendo discriminada por las elites. Pertenezco a un grupo que no es realmente privilegiado en absoluto. Esto me está siendo impuesto por personas que realmente son privilegiadas, todas estas personas educadas en las universidades, en los medios de comunicación, etc. Entonces, la identidad, este encuadre de identidad, se ha movido de izquierda a derecha. No es la izquierda lo que ha causado esto, es más bien una comprensión compartida de la victimización que ha viajado de izquierda a derecha.

Quiero enfatizar que, hasta cierto punto, la comprensión de estas personas de sí mismas como ignoradas y no respetadas es verdadera. Hay una tendencia a rechazar a los votantes populistas como solo un grupo de racistas y xenófobos. Es cierto que son personas blancas que habían sido dominantes en sus sociedades y que están perdiendo algo de ese dominio. Resienten esa pérdida y están tratando de volver a su antigua posición social. Pero creo que también es importante entender que en realidad tienen un caso; que de hecho han sido ignorados y desestimados por las elites. Esto es más razonable si observa lo que le sucedió a esta clase trabajadora blanca en los EE. UU., Gran parte de la cual en realidad siguió a la clase trabajadora negra hacia una especie de caos social. Hoy en día, entre los trabajadores blancos poco calificados, tiene un gran aumento en el número de familias monoparentales, tiene aumentos en las tasas de delincuencia en los barrios blancos pobres, tiene una epidemia de opioides que mató a más de 70,000 estadounidenses y en realidad redujo la esperanza de vida de los hombres blancos en los Estados Unidos en los últimos años. Por lo tanto, es muy difícil decir que estas personas no están, de hecho, en cierto sentido, haciendo muy mal.

Pero el aspecto cultural de esto es lo que resulta particularmente irritante para las personas. Hay un libro muy bonito llamado Extraños en su propia tierra,  por el sociólogo Arlie Hochschild. Entrevistó a muchos votantes del Tea Party en la zona rural de Luisiana y tiene esta metáfora, la metáfora central en su libro, donde estas personas se ven alineadas en una cola. Y en la distancia hay una puerta, sobre la que dice “el sueño americano”. Están criando familias, van a trabajar todos los días. De repente, ven gente saltando la cola. Algunos son negros, otros son mujeres, algunos son gays y lesbianas, otros son refugiados sirios. Y las personas que los están ayudando a saltar la cola son, francamente, personas como usted y yo: somos educados, personas en las artes, en los medios de comunicación y en los partidos políticos establecidos, personas que nunca les han prestado mucha atención. Creo que hay un esnobismo cultural de los educados, cosmopolitas, urbanos, gente sofisticada que forma las elites en las sociedades modernas, hacia personas que tienen menos educación, que no viven en grandes ciudades, que tienen valores sociales y culturales más tradicionales. Existe un grado de resentimiento justificado ante este tipo de desprecio.

Entonces, aquí es donde hemos terminado. Este temor de que los inmigrantes están quitando nuestra identidad nacional es un tema que une a prácticamente todos los nuevos movimientos populistas. La razón por la cual la inmigración es un tema político tan importante para ellos es precisamente porque sienten que solían definir la identidad nacional y que eso ya no es cierto; que las identidades nacionales ahora están siendo socavadas no solo por los inmigrantes, sino también por las élites que apoyan a los inmigrantes y quieren que esos inmigrantes entren. Y eso define la competencia política que tenemos por delante.

¿Entonces lo que hay que hacer? Esa es una pregunta obvia, una que me hacen con frecuencia. Pero es muy difícil de contestar. No creo que puedas comenzar a resolver el problema hasta que lo hayas analizado correctamente y hayas tratado de comprender, con un poco de simpatía, qué es lo que realmente impulsa a las personas a votar por estos partidos. Hay mucho en juego, porque en realidad se trata de la propia democracia liberal. Estos partidos no representan una amenaza para la democracia, pero sí representan una amenaza para la democracia liberal. Es decir: al Estado constitucional de derecho. Eso es lo que se ha estado erosionando en Hungría, en Polonia y en los Estados Unidos. Eso es realmente lo que está en juego para todos nosotros.

Este artículo se basa en la charla de Francis Fukuyama “Política de identidad: la demanda de dignidad y el futuro del estado nación”, celebrada en Viena el 7 de marzo de 2019. La conferencia es parte de Tipping Point Talks 2019 , organizada por la Fundación ERSTE.

Lo mejor de la semana para Inter Press Service

Gobierno de Brasil desea más capitalismo y sin huellas de izquierda 
Mario Osava 
La educación en casa, la inclusión de la capitalización individual en la previsión social y la ampliación en el acceso a armas de fuego son medidas del nuevo gobierno de Brasil que indican su opción por más individualismo en la sociedad. Son elementos puntuales que no diseñan el nuevo proyecto … MORE > >
Nicaragua cumple un año de crisis violenta, sin salida a la vista 
José Adán Silva 
Este 18 de abril, Nicaragua cumple un año sumida en una violenta crisis sociopolítica que ha dejado cientos de muertos y profundas heridas económicas, sin que se vislumbre aún una salida para el conflicto pese a la instauración de una precaria mesa de diálogo. El detonante de la rebelión de … MORE > >
Gases de efecto invernadero están robando el oxígeno a los océanos 
Corresponsal Fao 
Especies de peces como el atún y el pez espada, habitantes de las profundidades del mar, pueden verse cada vez más en la superficie del océano. ¿La razón? Los mares están perdiendo el oxígeno a causa del aumento de las emisiones que contaminan el agua y la atmósfera. Incluso en las … MORE > >
Entre temores, cumple un año primer civil al frente de Cuba 
Ivet González 
Bajo la escasa sombra de unos arbustos, más de 30 personas hacen fila en la entrada de un mercado estatal en el municipio del Cerro, en la capital de Cuba. Las más próximas a entrar se aglomeran en la puerta, donde cuelga una tablilla en que se anuncia un solo producto cárnico. “¿Hay pollo?”, … MORE > >
Cuando los jóvenes protagonizan la lucha por los derechos humanos 
A. D. McKenzie 
Abraham M. Keita tenía nueve años cuando una niña de 13 fue agredida sexualmente y estrangulada en el barrio donde se crió en la capitañ de Liberia. La indignación y la tristeza que sintió por esa muerte le llevaron a tomar la decisión de comenzar a defender los derechos de los niños, con su … MORE > >
El código de la sharía en Brunéi o la nueva edad de piedra 
Sivananthi Thanenthiran 
Brunéi, el pequeño reino del sudeste asiático en la isla de Borneo, aposentado sobre una gran riqueza petrolera, determinó que sus ciudadanos se enfrentarán con el máximo rigor a la sharía, el conjunto de leyes islámicas que incluye una serie de normas sobre la forma de vida. El reino decidió, … MORE > >
DDHH y sociedad civil soportan nuevos acosos en África 
Thalif Deen 
El espacio de acción para la ciudanía organizada en varios países africanos, entre ellos Burundi, Eritrea, Mozambique, Somalia, Sudán, Tanzania y Zambia, se está reduciendo gradualmente, por la preponderancia de líderes autoritarios y regímenes represivos. Los ataques se dirigen en gran medida … MORE > >
Nadie “merece morir” o la injusticia de la pena de muerte 
Tharanga Yakupitiyage 
La buena noticia es que su aplicación ha disminuido, pero la mala sigue siendo que el uso “inhumano” de la pena de muerte se mantiene excesivamente común en todo el mundo, reiteró Amnistía Internacional en su último pronunciamiento al respecto. La organización encontró en su informe global … MORE > >
Desde las montañas de México a los campos de tulipanes de EEUU 
Kau Sirenio Pioquinto 
La bruma se precipita veloz, como un torbellino procedente del Pacífico. Los jornaleros caminan entre los surcos con decenas de flores entre los brazos. Sus siluetas se pierden entre la blancuzca neblina que los va envolviendo hasta desaparecerlos en los campos agrícolas al norte de Seattle, en … MORE > >

Nicaragua cumple un año de crisis violenta, sin salida a la vista

Patrullas policiales pasan por el monumento al exboxeador Alexis Argüello, en el sur de Managua, al encaminarse a reprimir una manifestación opositora, convocada para celebrar los primeros acuerdos alcanzados por la mesa de diálogo en Nicaragua. Esa represión violó esos acuerdos tan solo un día después de logrados. Crédito: Roberto Fonseca/IPS

Por José Adán Silva

MANAGUA, 17 abr 2019 (IPS) – Este 18 de abril, Nicaragua cumple un año sumida en una violenta crisis sociopolítica que ha dejado cientos de muertos y profundas heridas económicas, sin que se vislumbre aún una salida para el conflicto pese a la instauración de una precaria mesa de diálogo.

El detonante de la rebelión de abril de 2018 fue una reforma del sistema de seguridad social, adoptada por decreto y luego anulada, que obligaba a empresarios y trabajadores a incrementar sus aportes, reducía sus beneficios y cortaba en cinco por ciento en monto de las jubilaciones.

La medida, que perjudicaba a 22 por ciento de los 6,3 millones de habitantes de este país centroamericano, solo fue consultada con sindicatos y gremios laborales, afines al gobierno del sandinista Daniel Ortega, en el poder desde 2007.

“El hecho de que las negociaciones hayan llegado a un punto muerto y que el gobierno no esté honrando los acuerdos alcanzados hasta ahora, está socavando la posibilidad de establecer un verdadero diálogo inclusivo para resolver la grave crisis social, política y de derechos humanos que enfrenta el país”: Michelle Bachelet.

Las protestas fueron respondidas por una sangrienta represión que hasta finales de 2018, se había saldado con 325 personas asesinadas, en su mayoría por fuerzas de seguridad del gobierno, que reconoce solo 199 fallecido el año pasado.

Hasta abril de este año, organismos nicaragüenses de derechos humanos elevan la cifra de muertes a 585.

Se suman más de 4.000 heridos, más de 700 presos políticos, al menos 60.000 nicaragüenses exiliados, multimillonarios daños económicos, fuga de más de 1.000 millones de dólares de capitales y el cese de parte determinante de la vital cooperación internacional.

Para el jurista nicaragüense en el exilio, Uriel Pineda, si las reformas sociales fueron el detonante de las protestas, la violación a los derechos humanos por las fuerzas de seguridad fue la pólvora que agravó el conflicto social.

“La represión y la alta cifra de víctimas civiles alertó a organizaciones de derechos humanos asociadas a la Organización de Estados Americanos (OEA), la Organización de Naciones Unidas (ONU), la Unión Europea (UE) y otras instituciones” y eso las llevó “a denunciar e investigar los abusos de derechos humanos en Nicaragua”, dijo a IPS.

Una de estas investigaciones, realizada por un Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes para Nicaragua, convocado por la OEA, determinó en diciembre de 2018 el uso de políticas represivas, que de acuerdo al derecho internacional pueden ser calificadas como delitos de lesa humanidad.

La reacción del régimen del exguerrillero Ortega fue expulsar a los investigadores del Grupo, cerrar las oficinas de organizaciones locales de derechos humanos y aumentar la represión y persecución contra activistas humanitarios y críticos con su actuación.

A criterio de Pineda, las investigaciones y las denuncias por violaciones de derechos humanos, junto con la reacción del gobierno, activaron sanciones individuales a funcionarios nicaragüenses por parte de Estados Unidos, Canadá, la UE y países de este bloque.

Nicaragua necesita asistencia internacional para combatir la pobreza y mejorar la vida de la población, y desde que comenzó la crisis se suspendieron fondos para variados proyectos desde Estados Unidos, Canadá, la UE y países europeos, así como por parte de organismos financieros multilaterales.

El aislamiento financiero de Managua y el impacto del conflicto interno agravaron la crisis económica del segundo país más pobre de América Latina, detrás de Haití, según cifras del Banco Mundial y otras instituciones internacionales.

Para la investigadora social Elvira Cuadra, fue la suma de estas presiones internacionales, las sanciones y su impacto económico, lo que obligó al régimen a restablecer el  27 de febrero una mesa de diálogo nacional con una coalición opositora que integran  empresarios, estudiantes, partidos políticos y organizaciones sociales.

“Desde finales de abril de 2018 que el gobierno propuso la realización de un diálogo como alternativa para resolver la crisis del país, quedó claro que efectivamente esa es la mejor alternativa”, dijo Cuadra a IPS.

Para ella, el éxito de esta Mesa de Diálogo Nacional, o de negociación como la califica el gobierno, tendrá éxito en la medida que la oposición mantenga en las calles las protestas de forma pacífica.

“Sobre todo porque el movimiento cívico ha sostenido en el tiempo una estrategia de acción cívica que ha deslegitimado cualquier otra alternativa de solución no cívica”, explicó la socióloga.

A su juicio, “en ese contexto, la negociación sigue siendo la mejor opción para resolver la crisis a pesar de sus dificultades y complejidad”.

Sin embargo, Cuadra, quien también se encuentra en el exilio por sus  investigaciones sobre los abusos de las fuerzas públicas, advierte que para que el diálogo sea exitoso “se requiere principalmente la voluntad del gobierno para cumplir con los acuerdos que ya se han establecido”.

Artículos relacionados

Crisis institucional hunde más en la pobreza a Nicaragua

Crisis arrastra a Nicaragua a un precipicio económico y social

Nicaragua se desangra entre la violencia y la pobreza

Para el sociólogo y analista político Oscar René Vargas, Ortega ha recurrido al diálogo solo cuando se ha visto “arrinconado por las presiones económicas”.

“Pero no tiene más objetivo que sostenerse en el poder contra viento y marea”, alertó, sobre la estrategia presidenta y de su esposa y vicepresidenta, Rosario Murillo,

“Su estrategia es ofrecer un golpe de imagen a la comunidad internacional que lo amenaza con sanciones internacionales, ofreciendo un diálogo nacional y adquiriendo acuerdos que no está dispuesto a cumplir”, dijo a IPS.

La crisis ha golpeado severamente la economía. Este año el producto interno bruto (PIB) de Nicaragua decrecerá cinco por ciento, según coinciden en pronosticar el Fondo Monetario Internacional (FMI) y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

La no gubernamental Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social eleva el retroceso del PIB durante 2019 a un rango de entre 7,3 y 10,9 por ciento.

Esta segunda edición del diálogo tiene como testigos al representante en Nicaragua del Vaticano y a un funcionario delegado por la Secretaría General de la OEA, únicos extranjeros admitidos por el gobierno, que rechaza a otros testigos.

El 29 de marzo las dos partes aprobaron dos acuerdos en las negociaciones: restablecimiento de derechos constitucionales y garantías ciudadanas, así como liberación programada de presos políticos.

Sin embargo, para José Pallais Arana, miembro de la mesa negociadora por la  Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, que aglutina a la oposición, el gobierno no incumplido los acuerdos, porque apenas un día después de alcanzados reprimió una manifestación pacífica.

“Hasta ahora, Ortega ha firmado acuerdos, ha emitido comunicados, todos los días dice y repite que cumplirá, pero no cumple. Sin embargo, nosotros consideramos que el diálogo nacional es la única salida a la crisis y vamos a agotar todos los esfuerzos en solucionar la crisis”, dijo Pallais.

Este incumplimiento de los acuerdos y el continuo ejercicio de la represión contra las manifestaciones sociales, ha provocado creciente preocupación y molestia de la comunidad internacional.

Este martes 16 de abril, la alta comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, emitió un comunicado llamando al régimen a respetar los acuerdos.

Pese a los dos acuerdos que se alcanzaron en marzo en la mesa, “las negociaciones se han estancado, y los acuerdos no parecen haber sido implementados”, dijo Bachelet en un comunicado.

“El hecho de que las negociaciones hayan llegado a un punto muerto y que el gobierno no esté honrando los acuerdos alcanzados hasta ahora, está socavando la posibilidad de establecer un verdadero diálogo inclusivo para resolver la grave crisis social, política y de derechos humanos que enfrenta el país”, añadió la alta funcionaria de la ONU.

De parecido modo miembros del Parlamento Europeo han criticado la falta de cumplimiento de Ortega, así como la continuación de las políticas represivas contra los manifestantes que, pese a la represión, se las ingenian para expresar el descontento social.

Edición: Estrella Gutiérrez

La sociedad enmascarada

La sociedad enmascarada

Teódulo López Meléndez

Quizás podamos definir a esta sociedad de las primeras décadas del nuevo milenio como una sociedad enmascarada que vive su sojuzgamiento como víctima. Es menester transgredir la oscuridad. Se transgrede en momentos de crisis. Ya Tucídides utilizaba la palabra en la Guerra del Peloponeso.

Crisis las ha habido de todos los tipos y de todas las duraciones. La crisis se debe a causas endógenas en lo institucional, en lo cultural y en lo político. Está claro que esta turbulencia del presente es transicional hacia un nuevo mundo, pero el sistema social padece ahora tal sacudimiento que debe conducirnos a desechar componentes y a incorporar las indispensables innovaciones. De esta presente decadencia puede venir el colapso con la reaparición plena del totalitarismo o un renacimiento sobre las nuevas ideas y las nuevas formas políticas. Este es un tiempo de decisión, de empujones que alienten los nuevos caminos.

Los pasados enterrados readquieren falsa vitalidad en situaciones como la presente, lo que disfrutan los conservadores a ultranza que sólo confían en lo conocido que precisamente nos condujo a este punto. La acumulación de fallas puede conducir a una crisis general que se manifestaría en todos los ángulos, en el conjunto de lo que podríamos llamar la reproducción social, esto, es, lo que se acostumbra llamar ‘crisis mixta”, pero que en la presente década tiene como causa fundamental la política y sus ejecutores.

Las crisis civilizatorias se enfrentan no con retornos sino con saltos hacia adelante. Con rigidez no se superan los marcos civilizacionales agotados. En otras palabras, estamos en un mundo envejecido y no podemos pretender que sólo con la técnica basta para el escape. No es posible la colocación de parches. No podemos responder así a la era de la incertidumbre. Esto es un laberinto fáustico, muy propio de las acciones humanas. Todo determinismo está excluido. No hay una determinación histórica causalista. La disutopía en que estamos abre espitas para el pensamiento y las nuevas prácticas sociales.

Estamos inmersos en un presente que parece eternizarse y al cual debemos administrar una intensa dosis de pragmatismo e ideas. Ambas cosas debemos entrelazarlas en un abanico de tiempo nuevo.

teodulolopezm@outlook.com

Libro: La filosofía del conflicto político


http://es.scribd.com/doc/144418397/La-filosofia-del-conflicto-politico-docx

Venezuela adentro

Centrooccidente

Maestros protestan al recibir bono por Semana Santa de 1.440 Bolívares

https://www.elimpulso.com/2019/04/12/maestros-recibieron-bono-por-semana-santa-de-1-440-bolivares-12abr/

Aguas residuales recorren las calles de la Urb Nueva Venezuela de Acarigua

http://elacarigueno.com/site2/aguas-residuales-recorren-las-calles-de-la-urb-nueva-venezuela-de-acarigua/

En Maracaibo “no ruedan” los billetes de Bs.S 2, 5, 10, 20 y 50

http://www.laverdad.com/zulia/154651-en-maracaibo-no-ruedan-los-billetes-de-bs-s-2-5-10-20-y-50.html

Andes

DH-ULA SOLICITÓ NULIDAD DE RESOLUCIÓN QUE CREA ÓRGANO DE DIRECCIÓN DE DEFENSA INTEGRAL

http://fronteradigital.com.ve/entrada/7794

Apagones: zozobra y desconfianza para comerciantes de San Cristóbal

ONA incentiva niños y jóvenes a recuperar parques en Valera

http://www.diarioeltiempo.com.ve/noticias/ona-incentiva-ninos-y-jovenes-recuperar-parques-en-valera

Centro

Fetraragua no ve factible aumento de sueldo mínimo

https://elperiodiquito.com/noticias/101351/Fetraragua-no-ve-factible-aumento-de-sueldo-minimo

Mujer sexagenaria murió tras al sufrir una caída durante apagón

Oriente

Monagas ofrece sus atractivos en asueto de Semana Santa

http://elsoldeoriente.com.ve/monagas-ofrece-sus-atractivos-en-asueto-de-semana-santa/

Pacientes renales del HVS protestaron exigiendo activación de la unidad de diálisis

Lo mejor de la semana para Inter Press Service

No hay historia por la que merezca la pena morir 
A. D. McKenzie 
“Mantente a salvo. No hay ninguna historia por la que merezca la pena morir”, es el mensaje a los periodistas de Nada Josimovic, coordinadora del programa de la organización de derechos de los medios Free Press Unlimited (FPU). La mayoría de los periodistas estarían de acuerdo con esta … MORE > >
Contra viento y marea, indígenas generan su energía en Guatemala 
Edgardo Ayala 
En medio de un calor infernal, el guatemalteco Diego Matom saca del horno las bandejas de pan y las coloca con cuidado en repisas de madera, contento de que su negocio haya prosperado desde que su comunidad pasó a generar su propia electricidad. Y lo logó contra viento y marea, enfrentándose … MORE > >
De la difamación a las leyes, todo sirve contra los activistas 
A. D. McKenzie 
El asesinato de la activista y política brasileña Marielle Franco hace poco más de un año y los ataques contra otros defensores de derechos en todo el mundo han galvanizado a las organizaciones de la sociedad civil, mientras las Naciones Unidas buscan reforzar su estrategia para protegerlos. Sin … MORE > >
La Guerra Fría sigue viva para gobierno ultraderechista de Brasil 
Mario Osava 
Combatir el “marxismo cultural” en las universidades es una prioridad declarada del nuevo ministro de Educación y Cultura de Brasil, Abraham Weintraub, investido el 9 de abril para poner en marcha una cartera paralizada por su antecesor. El riesgo de otro fracaso persiste, porque se mantiene la … MORE > >
Empieza cuenta regresiva para autonomía municipal en Cuba 
Ivet González 
Con apenas poder en un país socialista todavía centralizado, los 168 municipios de Cuba se acercarán al reconocimiento de su autonomía con la reforma legislativa que se iniciará después que este miércoles 10 entre en vigor una nueva Constitución. Para autoridades locales, especialistas y … MORE > >
Sociedad civil se reúne con los derechos ciudadanos bajo ataque 
A. D. McKenzie 
En medio de los crecientes ataques contra los activistas por los derechos humanos en el mundo y las protestas masivas en países como Francia y Serbia, los grupos de la sociedad civil instan a los gobiernos a garantizar la protección de los “valores democráticos” y de la libertad de expresión. En … MORE > >
China y la gestión de sus inversiones en los países del Sur 
Daud Khan 
Hace medio siglo, China era un país pobre con poca influencia en la esfera internacional y sin ser aún miembro de las Naciones Unidas. Desde entonces, su rápido crecimiento económico ha convertido al país asiático en una potencia económica que desempeña cada vez más un papel de liderazgo en el … MORE > >
Sentencia de 50 años por un profesor desaparecido en México 
Estrella Pedraza 
Después de dos años de lucha social y jurídica, las autoridades judiciales de México ordenaron 50 años de prisión en contra del expolicía Juan Carlos Reyes Lara, principal responsable de la desaparición y secuestro agravado del profesor Albino Quiroz Sandoval. “Esto no es un triunfo, solo es un … MORE > >
Educación para todos, también para los rohinyás en Bangladesh 
Tharanga Yakupitiyage 
Los jóvenes rohinyás refugiados en Bangladesh enfrentan mayores dificultades desde que el gobierno de ese país adoptó nuevas medidas para impedir su acceso a la educación, con lo que quedan limitadas desde temprano sus oportunidades en el futuro. Desde enero, el gobierno de Bangladesh ordenó la … MORE > >
Se necesita más capacitación para combatir la lepra 
Stella Paul 
El médico Ken Jetton, el único especialista en la enfermedad de Hansen en esta capital de Islas Marshall, debe visitar a un paciente curado de lepra que presentó una reacción de reversión. Pero lamentablemente no cuenta con los recursos para atender a todos los que están en su misma … MORE > >
Nace coalición de refrigeración limpia para acelerar su transición 
Joyce Msuya 
Más de 20 líderes se comprometieron a acelerar la transición hacia la refrigeración limpia y eficiente para contribuir a la acción climática, a medida que aumenta la temperatura global y crece la demanda de energía para aires acondicionados en todo el mundo. Los distintos actores conformaron la … MORE > >

De la difamación a las leyes, todo sirve contra los activistas

Por A. D. McKenzie

Michel Forst, relator especial de las Naciones Unidas sobre la situación de los defensores de los derechos humanos, centrará su próximo informe sobre la impunidad en los ataques a los activistas, que solo terminan ante los activistas en cinco por ciento de los casos. Crédito: A.D. McKenzie/IPS

BELGRADO, 10 abr 2019 (IPS) – El asesinato de la activista y política brasileña Marielle Franco hace poco más de un año y los ataques contra otros defensores de derechos en todo el mundo han galvanizado a las organizaciones de la sociedad civil, mientras las Naciones Unidas buscan reforzar su estrategia para protegerlos.

Sin embargo, algunos países no están interesados ​​en cooperar con la sociedad civil o los organismos internacionales e incluso participan activamente en campañas de desprestigio contra los defensores de los diferentes derechos humanos.

“Un número cada vez mayor de Estados se niegan ahora a cooperar con la ONU (Organización de las Naciones Unidas)”, dijo Michel Forst, relator especial sobre la situación de los defensores de los derechos humanos, en la Oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos

Para lectura completa http://www.ipsnoticias.net/2019/04/la-difamacion-las-leyes-sirve-los-activistas/

Información, análisis y lecturas de Fareed Zakaria de CNN y el equipo de Global Public Square

Información, análisis y lecturas obligatorias de Fareed Zakaria de CNN y el equipo de Global Public Square, compilado por el editor de Global Briefing, Chris Good

11 de abril de 2019

En el arresto de Assange, el Estado de derecho estadounidense está en juicio

Julian Assange es el que está bajo arresto, pero en el tribunal de la opinión pública, el estado de derecho estadounidense está siendo juzgado.

Assange no pudo obtener un juicio justo en los EE. UU., Según los estándares europeos,  sostuvo Leonid Bershidsky de Bloomberg recientemente: sugiriendo que Gran Bretaña deje que los tribunales europeos, no los estadounidenses, decidan si Assange debe ser tratado como periodista (no como un espía) y protegido de enjuiciamiento; La  ACLU escribe  que procesarlo sería un abuso contra la libertad de prensa por parte de la administración Trump. The Guardian , que publicó las filtraciones de Assange,  hace que el caso sea más acusado : “no sería seguro ni correcto que el Reino Unido extradite a Assange a los Estados Unidos de Trump”, escribe el periódico.

Luego, está el caso contra Assange, y por juzgarlo aquí. WikiLeaks no examinó cuidadosamente la información filtrada, sino que simplemente la descargó en Internet,  escribe David French de  National Review , argumentando que Assange trabaja en contra de los intereses de los Estados Unidos.

Japón, líder del mundo libre

A medida que Estados Unidos ha tomado un giro proteccionista bajo el presidente Trump, Japón ha intervenido para convertirse en la principal voz del mundo en materia de libre comercio,  escribe Michael Hirsh de Foreign Policy . El primer ministro, Shinzo Abe, ha salvado a la Asociación Transpacífica en una forma aunque menor, mientras la preparaba para un posible reingreso en los Estados Unidos después de Trump, y el ministro de comercio de Canadá calificó el papel de Japón en la defensa del sistema multilateral de libre comercio como “ejemplar y muy importante”. “, Escribe Hirsh.

Al mismo tiempo, Japón está  preparando alternativas  a la Iniciativa Belt and Road de China y se ha  adelantado  a las inversiones chinas en Australia, lo que indica que Japón también está compitiendo fuertemente en su vecindario.

Los fundamentos de la primavera árabe perduran

El presidente sudanés, Omar al-Bashir,  fue derrocado en un golpe de estado  después de las protestas masivas, y aunque la primavera árabe terminó mal, los nuevos desarrollos (el ex presidente de Argelia fue derrocado la semana pasada) han resucitado las nociones de que el cambio árabe aún está al acecho. La razón de estos dos últimos levantamientos, y por qué pueden presagiar una tendencia, es que las fuerzas motrices de la Primavera Árabe permanecen en su lugar,  escribe Andrew England en el  Financial Times .

Las poblaciones jóvenes siguen insatisfechas; el “contrato social” de los programas de gasto, a cambio de apoyo público, está colapsando; y el pronóstico económico no es bueno, ya que el  Banco Mundial estima que  Oriente Medio y África del Norte necesitarán agregar 300 millones de empleos para el año 2050, para mantenerse al día con los cambios demográficos. Por esas razones, escribe Inglaterra, los gobernantes en el mundo árabe deberían prestar atención a los acontecimientos recientes.

Brexit Delay no aclara nada

Ahora que la UE ha otorgado una extensión para el Brexit el 31 de octubre, algunos lo consideran una nueva oportunidad para que Gran Bretaña reconsidere las cosas y  celebre otro referéndum ; Anand Menon de The Guardian , por su parte, dice que le da tiempo al Reino Unido para celebrar una elección general, lo que podría aclarar el Brexit al obligar a todos los partidos a explicar sus intenciones.

Pero el retraso realmente no nos da ninguna información nueva,  escribe John Roberts, de The Atlantic Council . Podría abrir la puerta para un referéndum, o para un acuerdo de unión aduanera, pero la única noticia es que Gran Bretaña no saldrá de la UE de forma inminente. Mientras tanto, dos votos (las elecciones locales del 2 de mayo y las elecciones del Parlamento Europeo del 23 de mayo) podrían al menos arrojar luz sobre el sentimiento público, pero la confusa maniobra parlamentaria debe reanudarse a corto plazo, sin que se haya resuelto mucho.

Proyectos para una América post-Trump

Las interrupciones diplomáticas del presidente Trump no serán fáciles de deshacer, pero si es reemplazado en 2020 (o en 2024 por alguien que no sea un acólito), el próximo presidente de Estados Unidos tendrá su trabajo cortado,  escribe el Editor de World Politics Review en Jefe Judah Grunstein .

La lista de tareas incluirá una gira de disculpa de los aliados estadounidenses, después de los insultos de Trump; volver a comprometerse con instituciones multilaterales como la ONU y acuerdos como el acuerdo climático de París; reequilibrar las alianzas de Medio Oriente lejos de Arabia Saudita e Israel; y trazar una estrategia integral en China, identificando puntos de acuerdo y conflicto. Es una tarea difícil, pero alguien (probablemente) tendrá que hacerlo.

Poshumanismo

Poshumanismo

Teódulo López Meléndez

Hemos hablado de un cambio de paradigmas que constituye, cierto es, una exigencia de cambio en las disposiciones subjetivas capaces de alterar el vector político. Ello se refiere a que la descreencia se transforme en la convicción de crear realidad desde el pensamiento y desde un ejercicio colectivo de la inteligencia.

No hay una conciencia político-filosófica de la posmodernidad. Hasta el último momento del siglo XX vivimos la obviedad de la crisis del constitucionalismo, del estado-nación y del pensamiento político clásico, sin que se produjese una multiplicad de miradas a los eventuales nuevos órdenes que por fuerza surgirían. Algunos llegan a plantear si los hombres sólo pasarán a ser un material necesario a una construcción tecnopolítica. Un antihumanismo creciente podría inducir en ese sentido.

Hemos tenido grandes avances en la informática, la tecnología espacial o la biología y en una creciente demanda a favor de los derechos de las minorías. Desciframiento del mapa genético, celulares con 3G, GPS y WiFi o la manipulación de embriones, pero la política ha planteado retos que no han sido abordados con pensamiento complejo capaz de trazar coordenadas en este momento de la historia y de la cultura universal. Ha faltado, diría, la razón poética, esto es, la posibilidad de soñar las nuevas formas de organización comunitaria del hombre desde la luz de la conciencia hasta la creación de un cuerpo especular, lo que se llamaría la función imaginante.

La proclamación de la victoria de la técnica, la falta de sentido como nuevo sentido y la prevalencia del pensamiento débil debe ser contrarrestada con el fuerte resurgir del pensamiento. Es una caída vertical que venimos sufriendo desde más allá de esta década que termina en zona oscura. Si el ciudadano de este siglo deja de padecer como víctima y se decide a realizar las nuevas formas son bastantes probables los nuevos surgimientos, en especial en la política y en las ideas que deben envolverla.

La disutopía en que estamos envueltos abre las espitas para el pensamiento y las nuevas prácticas sociales. Hay que convencerse de que el pasado ha perdido su función, a no ser el propio de un muestrario de los caminos que nos condujeron hasta la situación presente.

teodulolopezm@outlook.com  

Artículo en el diario El Universal (Miércoles 10 de abril 2019)

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

democraciasiempre

Just another WordPress.com site

Mesopotamia

Este sitio WordPress.com es la caña

ladireccioneticaenlaadmpublica

LA ÉTICA EN LA ADMINISTRACIÓN PUBLICA MUNICIPAL

Entre letras y números

Porque lo escrito, escrito está entre letras y números

Blogs Of The Day

Just another WordPress.com weblog

WordPress.com

WordPress.com is the best place for your personal blog or business site.

The WordPress.com Blog

The latest news on WordPress.com and the WordPress community.

A %d blogueros les gusta esto: